Esta página web utiliza cookies para mejorar tu experiencia de usuario. Si continúas navegando, aceptas el uso de las cookies en tu dispositivo tal y como se describe en nuestra Política de Cookies.
Reservar ahora

MANUAL DE ORQUÍDEAS DEL CENTRO DE INTERPRETACIÓN DEL FUNDO SAN JOSÉ ECOLODGE

[justify]Las orquídeas pertenecen a las Monocotiledóneas, familia Orchidaceae, constituyen para la flora peruana la familia más diversa, con alrededor de 212 géneros y 2020 especies (Brako & Zarucchi, 1993; Ulloa Ulloa et al., 2004), aunque se estima que el número real podría oscilar entre 2500 y 3500 especies. La mayoría son hierbas epífitas o terrestres, se distinguen por la complejidad de sus flores, por sus interacciones ecológicas con los agentes polinizadores y con los hongos con los que forman micorrizas, su distribución es a nivel mundial; se representa en cada parte del mundo, excepto las dos regiones polares, con la mayor concentración de especies en el trópico alto de los dos hemisferios. Las epífitas en condiciones de escasez de agua y nutrientes han desarrollado adaptaciones para poder sobrevivir (como son órganos almacenadores de agua y nutrientes, raíces capaces de realizar la fotosíntesis y flores con estrategias para su reproducción) (Menchaca & Moreno, 2011).

En el Perú se registran 775 endemismos en 137 géneros, lo que la constituye también en la familia con más taxones restringidos al país. Estos endemismos han sido encontrados en varias regiones ecológicas, principalmente en la Bosques Muy Húmedos Montanos, Bosques Muy Húmedos Premontanos y Mesoandina, entre los 100 y 4600 m de altitud.

Actualmente en el Perú esta familia se encuentra muy amenazada y con muchas especies en peligro de extinción, debido fundamentalmente a dos factores: La depredación selectiva de especies, realizada con fines de exportación por colectores comerciales y la destrucción masiva de hábitats debido a la extracción maderera y a la agricultura migratoria, que deforestan unas 300. 000 hectáreas por año. En consecuencia se da una pérdida considerable de germoplasma y de un patrimonio de incalculable valor científico, ya que muchas especies son aún desconocidas para la botánica (Morillo et al, 2011). Sólo ciento cinco taxones se encuentran en áreas naturales protegidas (Roque & León, 2006). La mayor diversidad de orquídeas peruanas se concentra en la ceja de selva, comprendida entre los 500 y 3 600 m.

Las orquídeas, en su hábitat natural, están consideradas por el CITES como amenazadas y en peligro, por ello en diferentes países del mundo, se cultivan en recintos apropiados, con la finalidad de su preservación.

El Fundo San José (La Merced- Junín) ofrece áreas poco intervenidas en las rutas turísticas 2 y 5, que proveen un hábitat necesario para las orquídeas propias del área y de las zonas circundantes, estas áreas servirán para la preservación y exposición de orquídeas, brindando las condiciones adecuadas de temperatura y humedad de manera natural. Además la mayoría de las orquídeas se encuentran en los árboles, a los cuales se les dará mayor atención, siendo de vital importancia en la recuperación de la vegetación y fisonomía del bosque.

https://q.bstatic.com/data/bsuitewf/aeadc31b32127cd5613d156eeb58822992965eb7.pdf">MANUAL DE ORQUÍDEAS DEL CENTRO DE INTERPRETACIÓN DEL FUNDO SAN JOSÉ ECOLODGE
>ORQUÍDEAS FUNDO[/justify]